Blogia
Molintonia

11º Bocadito de cine - Bendita calamidad, en rodaje

11º Bocadito de cine - Bendita calamidad, en rodaje

En este día que tanto brilla en el calendario hablaremos de “Bendita calamidad”, una película en germen, cuyo guión y dirección corresponden al cineasta vasco afincado en Aragón Gaizka Urresti.

Esta película tiene un sonoro acento aragonés, pues se basa en la novela con el mismo título de Miguel Mena que trascurre por la comarca de Tarazona Moncayo y está protagonizada por un elenco de actores con mayoría de nacidos en este reino histórico.

Miguel Mena es periodista, escritor y locutor radiofónico en la Cadena Ser.  Nació en el distrito madrileño de Carabanchel en 1959 y es Hijo Adoptivo de Zaragoza desde 2006, por su residencia en esta ciudad que inició en 1983 para vincularse con Radio Zaragoza desde donde condujo durante más de veinte años el afamado espacio Estudio de Guardia, y otras emisoras como los 40 principales y Cadena Dial.  De 1985 data su primera publicación escrita, Parafernalia, Compendio de despropósitos, que inició su carrera literaria, compuesta de dieciséis obras hasta hoy que transitan esencialmente por la narrativa.  En 2005 ganó el premio Málaga con su novela “Días sin tregua”.  No obstante, su obra de más éxito es la también novela “Bendita calamidad”, cuya primera edición se produjo en 1994 y se ha reeditado nada menos que en 13 ocasiones, recomendada para lectores estudiantes en todos los institutos de España.

Gaizka Urresti, nacido en Bilbao, en 1967, es un profesional de las artes audiovisuales que vive desde hace varios años en Zaragoza, y donde ha sido productor ejecutivo de diferentes programas de la televisión autonómica aragonesa.  Es responsable de varios cortometrajes documentales y de ficción, entre los que destaca “Un dios que no ampara”, basado en dos obras de Miguel Mena.  Este título es un verso de José Antonio Labordeta referido al Moncayo en su canción titulada “Aragón”, y que ha recibido innumerables peticiones para ser considerada el himno de la comunidad autónoma. 

Ese cortometraje, con su nominación a los Premios Goya después de haber sido premiado en los festivales de Fuentes de Ebro, de Jaén y de Carabanchel, es un anticipo de su gran éxito “Abstenerse agencias”, que en 2014 consiguió el premio Goya al mejor cortometraje de ficción, protagonizado por Asunción Balaguer, viuda de Paco Rabal, en el que hace una reflexión sobre la soledad con un sutil toque de ironía.

Después de lograr suficiente financiación con el moderno método del crowdfunding, consistente en solicitar fondos en módicas cantidades a particulares que deseen participar como financiadores a cambio de algunos regalos o privilegios, como fue en este caso un DVD con los cortos del director o la posibilidad de ser extras en el reparto, el rodaje comenzó el pasado 14 de julio y ha terminado a primeros de septiembre.  Luctuosamente, a los pocos días de comenzar, uno de los protagonistas principales, Alex Angulo, falleció en accidente de circulación cuando se dirigía a rodar.  Fue sustituido por el veterano actor Luis Varela, recordado últimamente por su papel del jefe Antúnez en los sketchs cómicos de Camera Café.  Varela interpreta al obispo de Tarazona, junto a Carlos Sobera, en el papel de un corrupto empresario, y de Jorge Así, Nacho Rubio, Carmen Barrantes y Enrique Villén.  Por diferentes compromisos tuvieron que ser descartados los televisivos José Luis Gil, famoso presidente de comunidades de vecinos, e Itziar Miranda, regidora de hostal en Amar es para siempre, o Alexandra Ximénez, la novia de Raúl, el hijo de Fiti en la serie de Los Serrano.

En Bendita calamidad se narra la historia de un par de delincuentes ocasionales que están siendo obligados a devolver un préstamo a unos colombianos, el cual solicitaron para abrir un negocio de hostelería que acaba de ser clausurado por el ayuntamiento.  Por ello, planean el secuestro del constructor más rico de su pueblo con la ayuda de un abogado, ambos corruptos hasta las cejas y así pedir un suculento rescate que les cubra sus deudas y les saque de pobres.  El secuestro debe producirse en el lío que se monta en el pueblo con la tomatada que inicia las fiestas.  Pero ese mismo lío hace que los ingenuos delincuentes secuestren al obispo en lugar del constructor.  Este error provoca una serie de enredos donde aparece como principales en la trama una eterna reforma de la catedral de Tarazona, por cierto ya finalizada con gran éxito veinte años después de escribirse esta novela,  y una investigación periodística que pretende desvelar una corrupción de gran calado. 

Luis Varela, en este rodaje, nos ha recordado su experiencia, con doce años de edad, en “Los jueves, milagro”, película de García Berlanga que tuvo escenarios en Alhama de Aragón.  Y en el festival de la Comedia de Tarazona comentó las cinco películas en las que participó con don Paco Martínez Soria.  Su personaje, el obispo Ramiro, es un hombre avivado, que pasa de ser un secuestrado por error a querer sacar partido de su rocambolesca situación.

 

Los “malos” son Ricardo y Anselmo, encarnados por Nacho Rubio y Jorge Asín, dos hermanos, uno más listo que el otro, que se unen por obligación, pero que tienen alguna diferencia importante de opinión sobre el asunto.  Están dirigidos inicialmente por el abogado Antonio, corrupto, pero miedoso.

Rafael es el arquitecto sinvergüenza que persigue Laura, una periodista incisiva que quiere destapar lo que ocurre, no sin importantes obstáculos.

Y paradójicamente el tono serio lo pone con humor Isidro, el policía local que ayuda a Laura, y que es interpretado por el exintegrante de Cruz y Raya Juan Muñoz.

La escena inicial, que transcurre en la famosa tomatada del Cipotegato, fue rodada en el propio Tarazona, con extras autóctonos que se encontraron encantados de poder participar en esta película y que están seguros supondrá una excepcional publicidad a la comarca del Moncayo, ahora especialmente potenciada por esa apertura de la catedral en la que se inspira el guión.

Algunas escenas correspondientes al interior del recinto catedralicio tuvieron que rodarse en la iglesia zaragozana de San Pablo y la comisaría que aparece en el guión fue ambientada en un conocido centro de negocios zaragozano.

Está previsto su estreno para junio del próximo año.  La esperamos con expectación.

Este espacio cuenta con el respaldo de la Escuela de Cine Un perro andaluz y la colaboración de la tertulia Habladores de cine.

Te deseo paz y alegría serena.

Hasta pronto.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres